Cómo conseguir sexo feliz

Conseguir sexo feliz depende de ti.

El sexo no es “sólo sexo”, en el caso de los seres humanos, es una función fisiológica, cognitiva, emocional y relacional. Con éste, muchos buscan una sensación de existencia y de compañía. Otros quieren afirmar su identidad sexual, olvidar algunas situaciones o sentir placer. Pero sea como sea, todos gustan del sexo feliz.

Cada persona vive el sexo feliz a su propia  manera: puedes sentir mariposas en el estómago, estar de buen humor todo el día, sentirte plena y realizada, ver el mundo de color de rosa, sentirte bien contigo misma, gritar tu felicidad, etc.

Para conseguir el sexo feliz no necesitas grandes cosas, básicamente necesitas buena comunicación sexual y confianza con tu pareja. Poder comunicarte con confianza sobre lo que sucede en la cama no sólo es saludable sino que te lleva a conseguir sexo feliz. Hablen sobre sus necesidades, fantasías sexuales, lo que les gusta, lo que no, qué les gustaría experimentar, qué les hace falta, en dónde más podrían tener intimidad y cosas por el estilo. De ti depende llegar al sexo feliz.