La tradición de las 12 uvas

La tradición de las 12 uvas

Como parte de las tradiciones de la cena de la nochevieja, no pueden faltar las 12 uvas para cada comensal. La tradición de las 12 uvas consiste en tomarlas, una a una, cuando llegan las 12 de las noche.

La tradición de las 12 uvas para fin de año se trata de una tradición gastronómica que España ha legado a otros países hispanos, como forma de despedir los meses que quedan atrás.

En la nochevieja, en la llamada madre patria de buena parte de Latinoamérica, es tradición que al llegar la medianoche, se sigan las 12 campanadas de una iglesia cercana – o por televisión – para ir comiendo una uva por cada una de ellas.

La historia de la tradición de las 12 uvas

La tradición de las 12 uvas para la cena de la noche vieja es una costumbre que viene desde los comienzos del siglo XX.

Alrededor del 1900, debido a una cosecha excesiva de uvas, los agricultores españoles tuvieron la ocurrencia de utilizar el excedente de estas frutas para la última noche del año.

Desde entonces, cuando se organiza la cena de nochevieja en las celebraciones de fin de año, no pueden estar ausentes las 12 uvas para pedir buena suerte en los meses porvenir.