Alemania suspende expulsión de refugiados afganos

Este hecho debido a las explosiones en Kabul.

La canciller alemana, Angela Merkel ha informado este jueves que se suspenderá de manera temporal la expulsión de los demandantes a asilo de nacionalidad afgana.

Esta determinación ha llegado después de los atentados registrados el miércoles en Kabul en los cuales han muerto al menos 90 personas.

El anuncio se ha producido en un momento en el cual las voces internacionales reclamaban al Gobierno que fueran paralizadas las expulsiones colectivas de ciudadanos afganos que se estaban realizando, esto por la falta de seguridad en la que se encuentra ese país.

Estas presiones fueron aumentando notablemente conforme fueron transcurriendo las horas después del ataque.

El Ministro de Exteriores será el encargado de volver a examinar la situación de seguridad en Afganistán en el mes de julio, será hasta entonces cuando Alemania solo realice “repatriaciones voluntarias y deportaciones de extremistas violentos y criminales en casos examinados de forma individual“, como lo ha precisado Merkel.

Las primeras acciones por la determinación de Merkel ya se han ejercido, siendo Berlín el primero al regresar un avión cargado con expulsados afganos de Alemania.

Esta determinación y la expulsión de personas Afganas de Alemania han dividido la opinión pública, esto tras la grave situación de seguridad que vive Afganistán, tomando en cuenta que los ataques dentro de este país han ido en aumento en las fechas anteriores.

El Gobierno alemán ha reiterado en diversas ocasiones que desde que empezaron las expulsiones, las regiones del país a donde son mandados estos ciudadanos, son seguras.

Unas horas antes, Angela Merkel había mencionado que la postura respecto a las expulsiones no cambiaría a pesar de los hechos suscitado, siendo este un cambio radical en el discurso inicial de la canciller alemana.

Entre diciembre y marzo, Alemania ha realizado la expulsión de 92 personas de nacionalidad afgana dentro de varios vuelos chárter a Kabul, en los cuales han sido acompañados con unos 300 policías, esto según cifras del Gobierno enviadas al Parlamento.