Gobachov asegura que Rusia necesita un gobierno socialdemócrata

Mijáil Gorbachov

Mijail Gorbachov se manifestó preocupado por la situación que vive Rusia y alertó sobre los peligros políticos que están enfrascados en la burocracia y en la nomenclatura. Esta última denomina a los dirigentes en la política, la administración pública, la economía, la sociedad y en la burocracia en países socialistas, en este caso Rusia.

Dijo que en las manifestaciones de hoy en día en Rusia se trata de atemorizar a la gente, de acobardarla, pero se mostró convencido de que la política de “mano dura” no tendrá éxito a la larga. Expresó su confianza en el deseo de libertad de la gente joven, así como en la socialdemocracia. Afirmó que “eso es lo que Rusia necesita”.

No mencionó el nombre de Vladimir Putin, pero fue claro que aludía a ese político, el poderoso presidente de Rusia desde el 7 de mayo de 2012. En Alemania, Gorbachov es un ídolo y la gente le aplaude y grita “Gorbi” cuando aparece en público. La gente de este país le agradece haber hecho posible la caída del muro de Berlín.

Su libro de memorias es asimismo la escritura de uno de los capítulos más importantes del siglo XX con la caída del muro de Berlín, en la que la posición de su gobierno fue decisiva, así como en la disolución de la Unión Soviética.

Gorbachov manifestó en una entrevista con el semanario alemán Stern que cuando cayó el muro el 9 de noviembre de 1989 dormía y ningún colaborador lo despertó. Dijo que eso no había tenido importancia porque estaba absolutamente clara la posición de su gobierno en la entonces Unión Soviética respecto a las dos Alemanias.

Afirmó que la Alemania dividida era una “bomba de tiempo” con la que Europa a largo plazo no podía vivir. Siempre estuvo convencido de que la unificación de los alemanes era en beneficio de todos, “a pesar de que tanto Reino Unido como Francia estuvieron en un principio en contra” de la unificación.

Durante la presentación de su libro comentó que si bien en Alemania es siempre muy bien recibido, en Rusia lo han arrastrado una y otra vez en el lodo, en un sentido figurativo. Si bien hay corrientes de opinión que resaltan su actuación en forma positiva, hay otros sectores muy críticos en su contra.

Mijail Gorbachov también escribe en sus memorias sobre temas personales como la muerte de su amada esposa, Raisa, en 1999 de leucemia. A Stern dijo que se sentía culpable de la muerte de Raisa porque ésta siempre puso todo en segundo lugar con el fin de darle a él todo el apoyo en su carrera.

La traducción al alemán del libro de 550 hojas estará a la venta en la inauguración, este jueves, de la Feria del Libro en Leipzig, y en noviembre se publicará en Rusia. La editorial alemana es Hoffmann und Campe.